Compartir

Remedios caseros para el quiste pilonidal

Por Elia Tabuenca. Actualizado: 16 enero 2017
Remedios caseros para el quiste pilonidal

El quiste pilonidal también se conoce como quiste sacro y se trata de la acumulación de líquido en la base de la columna, en la zona entre el coxis y las nalgas. Cuando este quiste se infecta es cuando aparece pus y suele causar dolor y molestias en el paciente que puede llegar a marearse y a sentir intensos dolores de cabeza. Es por esto esencial que se traten de manera específica ya que en algunos de los casos se requiere de una intervención quirúrgica para limpiar la zona y liberarla de pus con una incisión. En este artículo de unComo vamos a descubrirte remedios caseros para el quiste pilonidal que te ayudarán a desinfectarlo y a bajar la hinchazón.

También te puede interesar: Cómo evitar un quiste pilonidal

El quiste pilonidal

Entre las causas del quiste pilonidal destacan:

  • Cuando un folículo piloso (es decir, la parte de la piel donde crece el vello) se infecta y la infección penetra en la piel
  • Acumulación de grasa en esta parte del cuerpo
  • Exceso de sudoración que provoca que la suciedad y las toxinas que elimina el cuerpo penetren por los poros
  • Se golpea mucho la zona (ir en coche muchas horas o en bicicleta, por ejemplo)
  • A raíz de una lesión o contusión

Una vez se infecta esta zona es cuando el paciente empieza a sentir dolores, irritación e incluso puede llegar a marearse o perder el equilibrio, todo dependerá del grado de la infección. Para tratar el quiste pilonidal, el médico suele recetar antibióticos así como la aplicación de compresas o toallas calientes que ayudarán a bajar la hinchazón.

Sin embargo, si la infección es abundante el tratamiento puede requerir una leve intervención quirúrgica en la que se hace una incisión para drenar la zona y eliminar el exceso de pus. Las personas que padecen quiste sacro pueden volver a padecerlo en otras ocasiones e, incluso, esta afección puede convertirse en crónica.

Remedios caseros para el quiste pilonidal - El quiste pilonidal

Cúrcuma para el quiste pilonidal

Uno de los remedios caseros para el quiste sacro es la cúrcuma, una especia natural que contiene propiedades antiinflamatorias y antisépticas y que pueden conseguir que el dolor se aminore al momento además de reducir la inflamación y favorecer la cicatrización de la herida.

Para aprovechar estas propiedades puedes optar por tomar cúrcuma en cápsulas (que podrás encontrar en tiendas de productos naturales) aunque la mejor forma de hacerlo es preparar una pasta con cúrcuma y agua y aplicarla directamente sobre la zona donde tienes el quiste. Échalo en la piel y después cubre con una gasa dejando que actúe durante 20 minutos.

Remedios caseros para el quiste pilonidal - Cúrcuma para el quiste pilonidal

Aloe vera

También puedes curar un quiste pilonidal naturalmente con aloe vera, una planta que está indicada para tratar afecciones cutáneas ya que contiene múltiples propiedades que la convierten en un poderoso aliado contra las bacterias, los virus y los microbios. Además es ideal para ayudarnos a cicatrizar heridas y a bajar la hinchazón.

Para aprovechar todos los beneficios del aloe vera se recomienda que te hagas con gel de esta planta o, en su defecto, cortes la hoja y aproveches el gel que tiene en su interior. Lo mejor es que calientes un poco este gel (hasta que notes que la temperatura es templada, nunca caliente pues podría quemarte) y lo apliques en la zona del quiste. Cubre con una gasa y deja que actúe unos 20 o 30 minutos.

Remedios caseros para el quiste pilonidal - Aloe vera

Sales de Epsom

La sales de Epsom es un producto que se conoce científicamente como sulfato de magnesio hidratado y son uno de los remedios para tratar el quiste sacro más populares que hay. El motivo es que contiene propiedades antibacterianas y antiinflamatorias que ayudarán a drenar la zona, eliminar la hinchazón y conseguir que el dolor aminore.

La mejor manera de aplicarlas, es mezclar una cucharada en un vaso de agua, removerlo y aplicarlo en la zona con la ayuda de algodón o de una gasa. Para evitar más infecciones se recomienda que después cubras la zona con gasas o vendajes que conseguirán que estés protegido.

Remedios caseros para el quiste pilonidal - Sales de Epsom

Aceite de árbol de té o de ricino

Tanto el aceite esencial de árbol de té como el de ricino son idóneos para poder curar el quiste pilonidal naturalmente. El motivo es que ambos contienen propiedades antisépticas naturales, así como antibacterias y antiinflamatorias, por lo que funcionan a la perfección para combatir las molestias de este quiste.

Para conseguirlo, tan solo tendrás que echar un poco de este aceite esencial en un algodón o gasa y aplicarlo con cuidado sobre la zona que tienes adolorida. Puedes dejarla actuar durante 30 minutos y después enjuagar con agua tibia. Poco a poco sentirás cómo la inflamación disminuye y cómo te vas sintiendo mejor.

Remedios caseros para el quiste pilonidal - Aceite de árbol de té o de ricino

Cuidados de un quiste pilonidal

Además de estos remedios caseros para el quiste pilonidal se recomienda que tengas en cuenta una serie de cuidados que te ayudarán a proteger la zona infectada así como a aminorar el dolor y prevenir que la infección se agrave más. Los cuidados que tienes que tener en cuenta son los siguientes:

  • La zona siempre tiene que estar limpia y seca para evitar que la infección empeore.
  • Evita estar sentado durante mucho tiempo en lugares duros, opta por llevar un cojín o almohada que mantenga protegida la zona.
  • No hagas ejercicios que fuercen la zona para evitar que el dolor sea más intenso.
  • No uses prendas de ropa que sean muy ajustadas porque sentirás más molestias y rozaduras.

En unComo te aconsejamos que acudas a un médico para que te indique cuál es el tratamiento a seguir y si requiere, o no, una intervención quirúrgica.

Este artículo es meramente informativo, en unCOMO no tenemos facultad para recetar ningún tratamiento médico ni realizar ningún tipo de diagnóstico. Te invitamos a acudir a un médico en el caso de presentar cualquier tipo de condición o malestar.

Si deseas leer más artículos parecidos a Remedios caseros para el quiste pilonidal, te recomendamos que entres en nuestra categoría de Enfermedades y efectos secundarios.

Escribir comentario sobre Remedios caseros para el quiste pilonidal

¿Qué te ha parecido el artículo?
3 comentarios
Su valoración:
valentina
muchas gracias por los remedios yo tengo un y lo voy hacer yo no tengo mucho bello así que se me hace raro que me salio
lady
valentina!!! si funciono los remedios ???
Su valoración:
jonathan perea
Hola tengo unas bolitas en la sintura y me causa mucho dolor que solución me dan
Elia Tabuenca (Editor/a de unCOMO)
Hola Jonathan, esto dependerá de lo que sean exactamente esas bolitas en la cintura. El quiste del que hablamos en el artículo se encuentra en la zona sacra, no en la cintura; lo mejor es que acudas al médico para que te examine y determine qué son exactamente. Saludos
Nancy Fernández
Cuando se drena, que se debe hacer para que no vuelva a recoger?
Lorena
En mi caso, me practicaron una incisión me pusieron drenaje y tenia que ir a diario al hospital a que me curaran

Remedios caseros para el quiste pilonidal
1 de 6
Remedios caseros para el quiste pilonidal

Volver arriba