Para qué sirve la Fluidasa

Para qué sirve la Fluidasa

Si padeces de alguna enfermedad que curse con muchos mocos que sean difíciles de expulsar o bien alguna que afecte a tu aparato respiratorio debido a la mucosidad es posible que te hayan recetado Fluidasa. También es muy común en bebés o niños pequeños que no saben sonarse o expulsar los mocos por sí solos. Este medicamento sirve para diluir las secreciones de algunas enfermedades y así poder expulsar mejor la mucosidad que afecta en estos casos. En muchos casos incluye acetilcisteína que también tiene propiedades mucolíticas. Si quieres saber más sobre este medicamento, sigue leyendo este artículo de unCOMO en le que te contamos para qué sirve la Fluidasa y también cuáles sus efectos y contraindicaciones.

Para qué sirve la Fluidasa y cómo afecta al organismo

Fluidasa es el nombre de un medicamento mucolítico que ayuda al organismo a expulsar la mucosidad y a expectorar (expulsión de las flemas mediante la tos o carraspeo).

Su principio activo es la mepifilina formado por mepiramina, que es un antihistamínico (efectivo contra alergias) y ácido teofilinacético, una sustancia derivada de la teofilina. Ambas ayudan a la relajación del músculo bronquial. De esta forma, la mepifilina actúa como broncodilatador haciendo que los bronquios y los pulmones se dilaten y permitan una mejor respiración. Además, como su principio activo tiene propiedades antihistamínicas funciona muy bien en pacientes con alergias.

La composición de la solución oral, que es la forma más común, contiene mepifilina como principal compuesto, además de sorbitol y sacarina sódica.

 

Indicaciones de la Fluidasa

La Fluidasa está indicada para enfermedades respiratorias como la bronquitis (inflamación de los bronquios) aguda o crónica, especialmente las que produzcan espasmos bronquiales que, además, pueden presentar moco. También se utiliza para el asma bronquial, enfisema (acumulación de aire en los tejidos) o broncopatías obstructivas. Además, es compatible con otros medicamentos, incluso con antibióticos o con tratamientos hormonales.

Cómo se toma la Fluidasa

Antes de nada hay que mencionar que este medicamento necesita una receta médica, por lo que deberás acudir a tu doctor antes de tomarlo. La Fluidasa suele presentarse como una solución oral, es decir en forma de jarabe. La posología para este tipo de administración es la siguiente:

  • Para niños menores de 5 años: dependiendo de su peso tomarán una o dos medidas del vasito que viene con la solución 3 o 4 veces al día (por ejemplo con las comidas, desayuno comida y cena). Cada vasito son 5 ml de solución. Es decir, tomarán 5 o 10 ml en cada comida.
  • Niños mayores de 5 años: Dependiendo también del peso tomarán dos o tres vasitos de 5 ml también 3 o 4 veces al día.
  • Adultos: como tratamiento de mantenimiento será suficiente con tres cucharadas al día. Cada cucharada contabilizada como 15 ml por lo que si usas el vasito serían tres vasitos en cada toma. En los casos muy graves es mejor usar el formato inyectable de este medicamento. En este caso, será el médico quien te dicte la posología.

También podemos encontrar Fluidasa en otras presentaciones como gotas (que puede ser más fácil de usar en lactantes, aunque no es recomendable su uso en estos bebés), inyectable (para adultos con casos graves) o en cápsulas. Aunque la mejor de todas y también más común es la solución oral.

Contraindicaciones y efectos secundarios de la Fluidasa

Es importante conocer también las posibles contraindicaciones de este medicamento para estar seguros antes de decidir tomarlo si realmente es la mejor opción en nuestro caso, algo que siempre deberemos consultar con el médico cuando nos lo quiera recetar:

  • Este medicamento no debe ser usado durante el embarazo, especialmente en mujeres que se encuentren en el primer trimestre, pero no es recomendable en ningún caso durante la gestación.
  • Como hemos comentado antes, la presentación en gotas es más adecuada para el tratamiento en lactantes. No obstante, no se recomienda su uso en recién nacidos ni en bebés prematuros por ser más sensibles a los efectos anticolinérgicos (como la excitación del Sistema Nervioso Central, SNC) y, por lo tanto, tienen más tendencia a las convulsiones si toman este medicamento.
  • En los compuestos de este medicamento no está incluido el azúcar por lo que no está contraindicado en diabéticos. Sin embargo, cabe destacar que sí contiene Sorbitol como edulcorante por lo tanto puede provocar molestias en el estómago y diarreas o incluso efecto laxante. Tampoco debes tomar este medicamento si padeces de intolerancia a la fructosa.
  • Durante el tratamiento con este medicamento no debes mezclarlo con alcohol u otras sustancias ya que podría potenciar la acción depresora central de antihistamínicos, sedantes o hipnóticos.

No se han descrito efectos secundarios ni intoxicación, pero sí es cierto que hay que debes seguir siempre las indicaciones de tu médico o la posología indicada y no sobrepasarlas nunca. Aunque no presenta efectos secundarios graves, ante cualquier alteración, patología o síntoma que detectes durante el tratamiento consúltalo con tu médico.

Si vas a realizarte algunas pruebas de alergia es conveniente suspender el tratamiento con Fluidasa al menos 72 horas antes de las pruebas ya que podrían provocar un falso negativo debido a los efectos antihistamínicos. Para retomarlo consulta a tu doctor.

Hay que tener en cuenta que este medicamento solo hay que tomarlo con receta médica. Por lo tanto, no podrás adquirirlo en la farmacia sin haber acudido antes a tu médico. Además, no hay que tomar más de lo que te han recetado o pone en el prospecto.

Cuando termina un tratamiento con cualquier medicamento o jarabe prescrito por el médico y sobra algo de cantidad ésta debería devolverse a la farmacia. Sin embargo, muchas personas lo guardan en su casa durante largos periodos de tiempo. Si lo guardas para otras ocasiones no olvides seguir las indicaciones de conservación y estar pendiente de la fecha de caducidad así como preguntar a tu doctor antes de volver a tomarlo.

Este artículo es meramente informativo, en unCOMO no tenemos facultad para recetar ningún tratamiento médico ni realizar ningún tipo de diagnóstico. Te invitamos a acudir a un médico en el caso de presentar cualquier tipo de condición o malestar.

Si deseas leer más artículos parecidos a Para qué sirve la Fluidasa, te recomendamos que entres en nuestra categoría de Medicinas y suplementos .