Compartir

¿El agua con gas engorda?

 
Por Luisa Isabel Panagua. 16 enero 2020
¿El agua con gas engorda?

El agua con gas o agua carbonatada es muy popular en la actualidad. No nos referimos a las gaseosas dulces comunes, más bien es agua que posee minerales disueltos como potasio, sodio y magnesio. En cuanto al gas, es posible que esté disuelto en el agua de forma natural, pero también es común agregarlo en procesos industriales.

Como el agua procede de varios manantiales, cada marca tiene un sabor distinto de acuerdo a los minerales que contiene. A pesar de su popularidad, muchas voces se levantan para advertir que el agua con gas no es tan saludable como se creía. Una de las preguntas más comunes respecto a este tema es si el agua con gas engorda. Para obtener respuesta y para conocer las ventajas y desventajas del agua carbonatada continúa leyendo este artículo de unCOMO.

También te puede interesar: ¿El maní o cacahuate engorda?

¿El agua con gas engorda? - la respuesta

Aunque por mucho tiempo se creyó que no engordaba y que era tan saludable como el agua natural, una investigación del año 2017 demostró que, tanto en ratones como en humanos, el agua con gas aumenta las probabilidades de sufrir sobrepeso.

Pero, ¿es porque el agua con gas tiene azúcar? Sorprendentemente, no. No es el azúcar la responsable del incremento de riesgo de obesidad entre sus consumidores. A diferencia del agua tónica que sí la contiene, el agua con gas, por lo general, no posee sacarosa.

El verdadero culpable del aumento de peso podría ser el gas, cuyo nombre completo es dióxido de carbono. Aunque faltan todavía muchas investigaciones para reforzar estas conclusiones, los científicos encontraron que el gas juega un papel importante en la producción de una hormona llamada grelina.

La grelina se produce en el sistema digestivo y se le conoce por el curioso nombre de “hormona del hambre”. A esta hormona le debemos la necesidad de buscar comida, el aumento del apetito, el consumo de calorías y el almacenamiento de grasas. También está relacionada con el ciclo de sueño y vigilia, la necesidad de recompensas y el metabolismo de los hidratos de carbono.

Con todo esto, queda claro que se trata de una hormona que debemos mantener bajo control si queremos bajar de peso o mantener nuestro peso actual. Tanto en ratones como en humanos que bebieron agua con gas de manera habitual se encontraron niveles inusualmente elevados de esta hormona, a diferencia de quienes solo tomaron agua o las mismas bebidas pero desgasificadas.

Sin embargo, los investigadores son cautelosos al culpar al gas de forma directa por la obesidad de los consumidores. Podrían jugar otro papel importante el estilo de vida, factores ambientales, dietas calóricas, entre otros aspectos.

Si quieres conocer cómo el agua puede ayudarte a adelgazar, te invitamos a visitar nuestro artículo Cómo bajar de peso con agua.

¿El agua con gas engorda? - ¿El agua con gas engorda? - la respuesta

¿Cuánta agua con gas puedo beber al día?

No hay, hasta el momento, una medida exacta que indique cuánta agua con gas se puede beber diariamente de forma segura. La recomendación de los expertos es elegir siempre el agua natural sobre la carbonatada. Sin embargo, si llevas una vida saludable y te alimentas de forma adecuada, no hay problema si tomas unos vasos de agua con gas a la semana. Por supuesto, si deseas bajar de peso, es preferible eliminarla por completo.

Revisa la etiqueta para asegurarte de que no contiene otros saborizantes o productos químicos añadidos que sean potencialmente dañinos para la salud.

Agua con gas: beneficios e inconvenientes

Como no se trata de demonizar el agua carbonatada, hay que decir que tiene diversas ventajas si se toma con prudencia y se tiene un estilo de vida saludable. Por este motivo, compartimos contigo algunos beneficios del agua con gas, así como algunos inconvenientes de consumirla.

Beneficios del agua con gas

Las propiedades del agua con gas contribuyen a mejorar el proceso inicial de la digestión. De esta forma, las personas que tienen dificultades para tragar pueden utilizar el agua carbonatada para mejorar la deglución, especialmente si se toma fría.

Asimismo, el agua con gas puede ayudar a las personas con carraspera frecuente a aliviar la sensación de tener algo en la garganta, así como la necesidad de aclararla constantemente.

Quizá por su contenido de gas, el agua carbonatada produce sensación de llenura o saciedad, y algunas personas reportan que mejora la digestión de ciertos alimentos más pesados. Otro beneficio es que alivia el estreñimiento y el dolor de estómago.

El agua carbonatada también puede ayudar a mejorar la apariencia del cabello. Descubre Cómo hidratar el pelo con agua con gas haciendo clic en el enlace.

Inconvenientes de tomar agua con gas

El agua con gas es ligeramente más ácida que el agua natural, cuyo pH es de 7 o neutro. Esto no quiere decir que tomarla aumente la acidez del cuerpo, pues el organismo elimina el exceso de dióxido de carbono a través de los pulmones y los riñones. Sin embargo, sí puede afectar la salud dental al largo plazo. Para evitar problemas dentales, lo mejor es tomar agua natural después de la carbonatada y lavarse los dientes con regularidad.

Si sufres del síndrome de intestino irritable, lo mejor es evitar este tipo de bebidas por una sencilla razón: el agua con gas puede producir gases y, en consecuencia, inflamación intestinal.

¿El agua con gas engorda? - Agua con gas: beneficios e inconvenientes

Este artículo es meramente informativo, en unCOMO no tenemos facultad para recetar ningún tratamiento médico ni realizar ningún tipo de diagnóstico. Te invitamos a acudir a un médico en el caso de presentar cualquier tipo de condición o malestar.

Si deseas leer más artículos parecidos a ¿El agua con gas engorda?, te recomendamos que entres en nuestra categoría de Vida saludable.

Bibliografía
  • Acharya, E. (2007). Ice cold carbonated water: a therapy for persistent hyperawareness of pharyngeal mucus and throat clearing. Publicado por NCBI. Recuperado el 9 de enero de 2020, de https://www.ncbi.nlm.nih.gov/pubmed/16995969
  • Eweis, E. (2017). Carbon dioxide in carbonated beverages induces ghrelin release and increased food consumption in male rats: Implications on the onset of obesity. Publicado por NCBI. Recuperado el 9 de enero de 2020, de https://www.ncbi.nlm.nih.gov/pubmed/28228348
  • Michou, E. (2012). Examining the role of carbonation and temperature on water swallowing performance: a swallowing reaction-time study. Publicado por NCBI. Recuperado el 9 de enero de 2020, de https://www.ncbi.nlm.nih.gov/pubmed/22843761
  • Murrell, D. (2018). Is Carbonated Water Bad for You? Publicado por Healthline. Recuperado el 9 de enero de 2020, de https://www.healthline.com/health/food-nutrition/is-carbonated-water-bad-for-you#weight-gain
  • Spritzler, F. (2019). Is Carbonated (Sparkling) Water Good or Bad? Publicado por Healthline. Recuperado el 9 de enero de 2020, de https://www.healthline.com/nutrition/carbonated-water-good-or-bad#bone-health

Escribir comentario sobre ¿El agua con gas engorda?

¿Qué te ha parecido el artículo?

¿El agua con gas engorda?
1 de 3
¿El agua con gas engorda?

Volver arriba