Compartir

Cómo saber si tengo fimosis

Por Borja Lopez. Actualizado: 13 septiembre 2017
Cómo saber si tengo fimosis

La fimosis es una afección del pene que afecta a un 2% de los hombres y cuyo tratamiento es sencillo. Puede presentarse de forma congénita o aparecer posteriormente tras el desarrollo y crecimiento de los genitales. La señal que alerta de esta afección es la dificultad para retraer la piel que recubre el glande, y que puede suponer dolor cuando el pene está erecto. En este artículo de unComo.com respondemos a la pregunta "cómo saber si tengo fimosis", con el fin de que puedas detectar de forma fácil los síntomas de esta patología.

También te puede interesar: Cómo tratar la fimosis

Causas de la fimosis

La fimosis tiene lugar cuando la piel que recubre el glande no puede retirarse dejándolo al descubierto. Esto puede suceder de dos formas y la causa suele ser la misma en la dos, cambiando el momento en el que se presenta la afección:

  • Fimosis congénita. El prepucio no puede retraerse desde el nacimiento, puesto que es demasiado estrecho. En muchas ocasiones es normal que la piel no pueda bajar en los recién nacidos. En estos casos no hay que forzar a la retracción, sino que debe dejar que se desarrolle hasta que se torne más elástico. En este artículo te explicamos cómo saber si tu hijo tiene fimosis.
  • Fimosis adquirida. Es aquella que se desarrolla con la edad y suele aparecer en la adolescencia. Suele manifestarse por el dolor presente durante las erecciones, lo que dificulta tener relaciones sexuales. Suele ser causado por un estrechamiento del prepucio, falta de elasticidad, o por las dimensiones del glande respecto al prepucio.
Cómo saber si tengo fimosis - Causas de la fimosis

Distintos tipos de fimosis

La función del prepucio es la de proteger al glande, puesto que este es muy sensible. Cuando una persona sufre de fimosis, es muy probable que no pueda llevar a cabo una correcta higiene de la zona de debajo de la piel, por lo que es frecuente la acumulación de suciedad, aumentando el riesgo de padecer infecciones. En función de la estrechez que presente el prepucio, pueden definirse distintos grados de fimosis:

  • El prepucio puede retraerse en estado flácido, pero no cuando está erecto.
  • Posibilidad de orinar pero sin poder retraer el prepucio por completo.
  • El prepucio puede bajarse pero con dificultad, ocasionando dolor y dificultad para volver a subirla. Esto conlleva al riesgo de que produzca parafimosis, por la cual el pene se inflama generando dolor.
  • El prepucio es tan estrecho que la persona no puede siquiera orinar. Se debe acudir al médico cuanto antes.

Cómo saber si tengo fimosis

Para saber si tienes fimosis, debes detectar la presencia de alguno de los siguientes síntomas:

  • Dificultad a la hora de tratar de dejar el glande al descubierto.
  • Dolor cuando tratas de bajar el prepucio.
  • Dolor al mantener relaciones sexuales.
  • Inflamación del prepucio al orinar.
  • Sensación de dolor con la erección.
  • Picor en el interior del prepucio o presencia de placas blancas como consecuencia de una mala higiene.

Por lo general, detectar la fimosis no es difícil, puesto que tú mismo percibirás la dificultad de que la piel del prepucio se mueva normalmente, y cada vez será más difícil conseguir bajarla del todo.

Cómo saber si tengo fimosis - Cómo saber si tengo fimosis

¿Qué debo hacer si tengo fimosis?

En primer lugar, es importante acudir al pediatra durante la infancia para detectar la presencia de esta patología, además de acudir de forma periódica a una revisión en la adolescencia y la edad adulta. El médico podrá valorar si el paciente padece de esta dificultad para bajar la piel del prepucio y podrá realizar un seguimiento y, en tal caso, recomendar la realización de cirugía u otro tratamiento.

En el caso de que por ti mismo hayas detectado problemas que podrían indicar que sufres de fimosis, acude a un especialista. En algunas ocasiones, cuando la fimosis no es muy severa y no conlleva a un riesgo para la salud, se recomiendan realizar unos ejercicios con el fin de facilitar la movilidad del prepucio, así como la aplicación de pomadas. En los casos en los que hay une estrechamiento severo del prepucio, se realiza una intervención quirúrgica sencilla por la cual se extrae el prepucio. Estos casos suelen ser aquellos en los que el paciente presenta dificultados para orinas, dolor intenso, inflamación del prepucio, o cuando el prepucio se queda retraído, con la imposibilidad de volver a su estado normal.

En este artículo explicamos cómo tratar la fimosis.

Cómo saber si tengo fimosis - ¿Qué debo hacer si tengo fimosis?

No confundir fimosis con frenillo corto

Algunos de los síntomas del frenillo corto y la fimosis son similares, como el dolor durante la erección o la dificultad de bajar el prepucio. La diferencia es que las causas que están detrás de ambas patologías son distintas. En el caso de la fimosis, el problema radica en el prepucio, el cual suele ser demasiado estrecho o poco elástico. No obstante, en las personas que sufren de frenillo corto, los problemas derivan del dolor que se produce durante la erección, cuando el pene trata de estirarse y el frenillo no tiene el tamaño suficiente para que el prepucio pueda retraerse totalmente. El frenillo corto produce dolor con la erección y las relaciones sexuales con el riesgo de que se desgarre o se produzcan heridas.

Este artículo es meramente informativo, en unCOMO no tenemos facultad para recetar ningún tratamiento médico ni realizar ningún tipo de diagnóstico. Te invitamos a acudir a un médico en el caso de presentar cualquier tipo de condición o malestar.

Si deseas leer más artículos parecidos a Cómo saber si tengo fimosis, te recomendamos que entres en nuestra categoría de Salud de la Familia.

Escribir comentario sobre Cómo saber si tengo fimosis

¿Qué te ha parecido el artículo?
1 comentario
Su valoración:
LUCAS
MUY BUENA LA NOTA

Cómo saber si tengo fimosis
1 de 4
Cómo saber si tengo fimosis

Volver arriba