Compartir

Cómo curar quemaduras de lejía

Por Remedios Gómez Alonso. Actualizado: 16 enero 2017
Cómo curar quemaduras de lejía

¿Te has quemado con lejía y no sabes cómo tratar la zona afectada? Este es un tipo de quemadura química bastante más común de lo que te puedes imaginar. Puede ser de diversa gravedad, pero el resultado es una reacción que debes tratar rápido para evitar marcas en tu piel. Antes de dar cualquier paso en falso, lee los consejos que desde unComo.com te damos sobre cómo curar quemaduras de lejía.

También te puede interesar: Cómo curar una quemadura en la pierna
Pasos a seguir:
1

Lo primero que debes hacer es evitar entrar de nuevo en contacto con la lejía o cualquier otra sustancia química que tengas accesible tras haberte quemado con ella. La interrupción del contacto entre el agente causante y el organismo es el primer paso para que no se produzcan más daños.

2

Tras dejar de estar en contacto con la lejía, se recomienda aplicar agua fría sobre la zona afectada por la quemadura, así conseguirás eliminar los restos de la sustancia química, bajar la inflamación y de paso, aliviar el dolor provocado. Así que si te has quemado, abre el grifo, deja el agua correr y coloca la zona quemada bajo el mismo durante 5 minutos.

Cómo curar quemaduras de lejía - Paso 2
3

Si tienes alguna joya o prenda que siga estando en contacto con la lejía, debes quitártela inmediatamente. Hay que procurar que no haya ningún resto de blanqueador que pueda agravar la lesión, si lo ves necesario vuelve a enjuagar con agua corriente la zona afectada por la quemadura.

4

Tras volver a enjuagar la quemadura química, se recomienda colocar gasas esterilizadas húmedas alrededor de la zona afectada. Si no tuvieses gasas, puedes aplicar una toalla húmeda con agua fría sobre la herida para que ayude a mitigar el dolor y la inflamación. A continuación, coge un paño limpio, suave, seco y esterilizado para cubrir la zona, déjalo sobre la quemadura hasta que notes cierto alivio, si sigues sintiendo molestias vuelve a refrescar con agua de nuevo.

5

Si te duele bastante la quemadura puedes tomar un analgésico de venta libre como el ibuprofeno, mira siempre antes el prospecto para tomar una dosis adecuada a tu dolencia. No debes tocar bajo ningún concepto el área quemada ni romper las ampollas, si entras en contacto con esa zona podrías provocar una infección grave.

Se recomienda tapar la lesión con una gasa en caso de que vayas a realizar alguna actividad que pueda causar daño o molestias en esta zona, por ejemplo si vas a cocinar y la quemadura está en la mano. Fuera de estas excepciones lo mejor es que cicatrice al aire libre.

6

Lo más habitual es que una quemadura de lejía se quede en una lesión de primer grado y sin gravedad, y se cure sin problema con los consejos que te hemos dado. Pero si estamos ante una quemadura de segundo grado o tercer grado, o incluso si se manifiesta alguna reacción corporal como mareos, pérdida de conocimiento, shock, dolor extremos, entre otras, habrá que acudir al médico rápidamente.

Hasta que no se revise y se conozca el alcance de la quemadura química, no es conveniente poner ninguna crema o bálsamo en el área afectada. Si estuviéramos ante un caso de quemadura química de primer grado, existen remedios caseros interesantes para tratarla, por ejemplo podrías hacer cubitos de hielo con aloe vera para calmar la inflamación, curar y cicatrizar la herida provocada, o aplicar la pulpa de esta planta en la zona para conseguir una óptima recuperación.

Cómo curar quemaduras de lejía - Paso 6

Este artículo es meramente informativo, en unCOMO no tenemos facultad para recetar ningún tratamiento médico ni realizar ningún tipo de diagnóstico. Te invitamos a acudir a un médico en el caso de presentar cualquier tipo de condición o malestar.

Si deseas leer más artículos parecidos a Cómo curar quemaduras de lejía, te recomendamos que entres en nuestra categoría de Salud de la Familia.

Escribir comentario sobre Cómo curar quemaduras de lejía

¿Qué te ha parecido el artículo?

Cómo curar quemaduras de lejía
1 de 3
Cómo curar quemaduras de lejía

Volver arriba