Compartir

Cómo controlar las constantes vitales

Por Borja Lopez. Actualizado: 16 enero 2017
Cómo controlar las constantes vitales

Las constantes vitales son esas señales que indican que una persona esta viva y en una situación estable, en determinados momentos el control de las constantes vitales es básico para saber si un enfermo que está siendo operado o una madre que va de parto están bien. Si nos encontramos en una situación límite debemos controlar las constantes vitales para saber que tenemos que hacer. A continuación te explicaremos como debes controlar las constantes vitales de una persona.

También te puede interesar: Cómo hidratarse durante el ejercicio
Pasos a seguir:
1

Las constantes vitales más importantes que tenemos que monitorizar y que a continuación desarrollaremos son:

  • respiración
  • pulso
  • temperatura
  • presión arterial
Cómo controlar las constantes vitales - Paso 1
2

La temperatura es una de las constantes vitales más fáciles de tomar, para tomar esta constante debemos usar un termometro, actualmente, todos son digitales. En general se admite la temperatura axilar o bucal entre 36 a 37º C y la rectal aumenta medio grado más. como normales. Las mujeres embarazadas y personas de edad avanzada suelen tener más temperatura que los jóvenes. Debemos preocuparnos si la temperatura está por debajo de los 35 Cº y si sube por encima de los 38 Cº.

3

La respiración es una constante vital que tenemos que tomar prestando atención a la respiración del paciente, en referencia a la frecuencia respiratoria que son el número de respiraciones por minuto. El recién nacido tiene de 30 a 40 respiraciones por minuto, Durante el primer año de vida se tiene de 26 a 30 resp/min.

El ritmo respiratorio es la sucesión de los movimientos inspiratorios y espiratorios, se consideraría patológico si hay una pausa entre ambos movimientos. La cantidad de aire que entra y sale de los pulmones, en condiciones normales es de 500 cm 3. Simetría: Los dos pulmones trabajan por igual.

Tenemos que preocuparnos si alguna de estas situaciones sucede:

  • Eupnea: Entre 12 y 18 respiraciones por minuto
  • Taquipnea: Cifras por encima de las 18 respiraciones por minuto.
  • Bradipnea: Cifras por debajo de 12 respiraciones por minuto

En cualquiera de estas situaciones debes tomar medidas y llamar a los servicios médicos.

4

La presión arterial es la constante vital más complicada de medir y para ello necesitamos un tensiometro. En el caso que lo tengas deberás poner el tensiometro en el brazo, a la altura del bíceps y medir la presión arterial. La presión correcta sería:

  • 120 -140 presión sistólica
  • 70 - 90 presión disastólica

Tenemos que preocuparnos si la presión está muy baja o muy alta pero también si está descompensada.

5

El pulso es una constante vital muy fácil de medir y lo que medimos es la cantidad de pulsaciones o latidos o contracciones cardíacas que el corazón hace durante un minuto.

Los valores normales en un adulto sano oscilan entre 60 y 80 pulsaciones por min. (ppm).Cuando se toma el pulso a una paciente hay que tener en cuenta los siguiente aspectos:

  • Frecuencia correcta: Entre 60 y 90 ppm.
  • Bradicardia: Cifras por debajo de 60 ppm.
  • Pulso acelerado: Entre 90 y 100 ppm.
  • Taquicardia: Por encima de 110 ppm.

Este artículo es meramente informativo, en unCOMO no tenemos facultad para recetar ningún tratamiento médico ni realizar ningún tipo de diagnóstico. Te invitamos a acudir a un médico en el caso de presentar cualquier tipo de condición o malestar.

Si deseas leer más artículos parecidos a Cómo controlar las constantes vitales, te recomendamos que entres en nuestra categoría de Salud de la Familia.

Escribir comentario sobre Cómo controlar las constantes vitales

¿Qué te ha parecido el artículo?
1 comentario
Su valoración:
isabel rojas
Me ha facilido de mucha utilidad

Cómo controlar las constantes vitales
1 de 2
Cómo controlar las constantes vitales

Volver arriba