Compartir

Cómo conservar la leche materna extraída

Por Rayma Moreno. 23 abril 2018
Cómo conservar la leche materna extraída

Debido a nuestro estilo de vida tan ajetreado, es muy común que madres recién dadas a luz tengan que ir al trabajo o bien dejar al cuidado de personas a su bebé. Siempre se pensaba que por esto los niños no podrían consumir leche materna, sin embargo se ha demostrado que gracias a la extracción y correcta conservación esto es posible.

Aunque parezca un poco complicado, con práctica todo será cada vez más sencillo. Por eso en unCOMO te decimos todo lo que necesitas saber para aprender a cómo conservar la leche materna extraída.

También te puede interesar: Consejos para la lactancia materna

Cómo extraer la leche materna correctamente

Hace muchos años la extracción de la leche era un proceso más complicado, pero con la invención de sacaleches eléctricos o a baterías todo este procedimiento se ha facilitado para la madre y la calidad de la leche.

Aunque los sacaleches hayan resuelto la mayor parte del trabajo, nunca está de más saber extraer la leche manualmente para casos de emergencia donde no te encuentres con el dispositivo a mano. Si quieres saber cómo hacerlo, aquí tienes los pasos para realizarlo adecuadamente:

  1. Lava muy bien tus manos y el recipiente que utilizarás para guardar la leche.
  2. Realiza un pequeño y suave masaje en el seno para estimular el flujo de leche. Si no lo consigues, puedes colocarte un paño humedecido en agua tibia o bien pensar en tu bebé.
  3. Toma tu seno entre tus manos formando una C con ellos a unos 5 centímetros de distancia del pezón.
  4. Inclinada hacia delante, comienza a empujar muy suavemente hacia tu pecho y sucesivamente volviendo hacia el pezón pero sin tocarlo. Trata de que el pulgar se junte con el índice y repite el movimiento.
  5. La leche comenzará a gotear y, a medida que vaya saliendo, cambia la posición de tus dedos para estimular todos los conductos galactóforos, donde se encuentra contenida la leche.
  6. Cuando se detenga la salida de leche de ese pecho, ve a por el otro.

Si quieres más información, puede que te interese este otro artículo sobre Cómo producir más leche materna.

Cómo conservar la leche materna extraída - Cómo extraer la leche materna correctamente

Conservación de la leche materna

Lo principal y más importante para conservar la leche materna en perfectas condiciones es contar con un recipiente adecuado y específico para uso alimentario; indiferentemente de si es plástico o vidrio, es necesario que tenga una tapa que cierre a la perfección.

Puedes optar por bolsas para este propósito, las cuales se consiguen en farmacias, son bastante económicas y desechables; el único inconveniente en su fragilidad. Evita al máximo envases de metal, latas o los que se utilizan para exámenes de orina, ya que estos contienen químicos, como el óxido de etileno, debido a la esterilización.

La cantidad de leche que debe contener cada recipiente también es importante para una adecuada conservación. Trata de rellenar los frascos con una capacidad máxima de 60-100 ml, esto ayudará a medir las dosis necesarias para el bebé y así evitar la descongelación y refrigeración.

Cuánto dura la leche materna fuera de la nevera

La duración en perfecto estado de la leche es muy relativa si se mantiene fuera del refrigerador, dentro o congelada. Lo más recomendable es mantenerla refrigerada por un máximo de 24 horas, un máximo de 8 horas si se encuentra a temperatura ambiente y, en el caso de la congelación, un máximo de 3 a 5 días.

A la hora de consumirla, la mejor opción es dejarla en un lugar cálido para que vuelva a su temperatura normal y pierda el frío de la nevera. En el caso de que hayas congelado la leche, puedes optar por realiza esto 1 hora antes de dársela al bebé o bien colocarla bajo el grifo del agua e ir templándola poco a poco.

Cómo calentar la leche materna

Lo que no puedes hacer por nada del mundo es calentarla dentro del microondas, ya que pierde completamente sus vitaminas, de igual modo calentarla a baño María o directamente verterla en una olla; ten en cuenta que el calor directo solo dañará la leche y le quitará los nutrientes.

Lo mejor es que dejes que pierda el frío de forma natural, a temperatura ambiente, o bien poniendo la leche bajo el grifo, tal y como hemos comentado en el apartado anterior.

Cómo descongelar leche materna

Una vez que esté la leche descongelada con los métodos anteriormente mencionados, esta tiende a separarse y a verse como si estuviera cortada. No te alarmes, solo tienes que mezclarla suavemente para volver a unirla y, con ayuda de un biberón, dársela al bebé.

Es de suma importancia que esta leche se use en un periodo no mayor a las 12 horas y el resto desecharlo, ya que no se puede volver a congelar.

Ahora que ya sabes cómo conservar la leche materna extraída, puede que te interese este otro artículo de unCOMO sobre Cómo beneficia a mi bebé la lactancia materna.

Cómo conservar la leche materna extraída - Cómo descongelar leche materna

Este artículo es meramente informativo, en unCOMO no tenemos facultad para recetar ningún tratamiento médico ni realizar ningún tipo de diagnóstico. Te invitamos a acudir a un médico en el caso de presentar cualquier tipo de condición o malestar.

Si deseas leer más artículos parecidos a Cómo conservar la leche materna extraída, te recomendamos que entres en nuestra categoría de Salud de la Familia.

Escribir comentario sobre Cómo conservar la leche materna extraída

¿Qué te ha parecido el artículo?
1 comentario
MYRIAM
PUEDO HERVIR LOS TARRITOS PARA ESTERILIZARLOS

Cómo conservar la leche materna extraída
1 de 3
Cómo conservar la leche materna extraída

Volver arriba