Compartir
Compartir en:

Causas y síntomas de la torsión testicular

Causas y síntomas de la torsión testicular

Conocemos por torsión testicular a la afección causada por el giro del cordón espermático, lo que impide que el suministro sanguíneo a los testículos. Entre los síntomas que provoca, y que te explicaremos detalladamente más adelante, encontramos un gran dolor e inflamación en la zona escrotal y testicular que aparece de forma repentina.

La torsión testicular requiere de atención médica inmediata, de otro modo, puede acabar con necrosis testicular y que la extirpación sea necesaria. Es por eso que es tan importante conocer las causas y síntomas de la torsión testicular para poder identificarla en el momento en el que aparece, logrando subsanar el problema lo más rápido posible y evitar que conlleve mayores complicaciones. En el siguiente artículo de unCOMO te lo explicamos.

También te puede interesar: Prostatitis - causas, síntomas y tratamiento

Torsión testicular: causas

Conocemos por escroto al saco de piel que hay debajo del pene y que recubre los testículos. Cada testículo se conecta con el cuerpo a través de un vaso sanguíneo conocido como cordón espermático, pero cuando el cordón espermático se tuerce, lo que sucede con la torsión testicular, este corriente sanguíneo se corta. ¿Pero por qué pasa la torsión testicular?

La gran mayoría de pacientes afectados de torsión testicular es porqué sufren una deformación en el tejido conectivo de dentro del escroto que se conoce como deformidad en forma de badajo de campana. En casi todos los varones, los testículos están fijados al escroto, lo que hace que sea muy difícil que estos se puedan torcer, pero en estos casos quedan sueltos y al moverse se pueden torcer. Los casos en los que suele haber más torsiones testiculares son:

  • Después de haber practicado ejercicio intenso.
  • Después de haber ejercido mucha fuerza
  • Durmiendo
  • Después de haber sufrido alguna lesión escrotal.
  • Otras veces es imposible encontrar alguna causa evidente.

La torsión testicular es más común durante el primer año de vida, en la adolescencia y hasta los 25 años, pero esto no quita que también le pueda suceder a cualquier hombre de cualquier edad, aunque estos casos suelen ser muy pocos.

Síntomas de la torsión testicular

No hay un único tipo de torsión, sino que está puede ser más leve o más grande. Habitualmente, pueden situarse entre los 180 y los 720 grados, obviamente cuantos más grados de torsión haya más graves serán los síntomas y con más rapidez va a verse dañado el testículo.

Otro de los factores que puede alterar los síntomas -o al menos su percepción- es la edad de quien padezca la torsión testicular. En niños suele aparecer un dolor y inflamación muy agudo en el escroto de forma repentina. El dolor es tan intenso que en ocasiones puede haber vómito sy mareos. En recién nacidos se hace muy complicado diagnosticar, sobretodo por parte de los padres, pues esta afección acostumbra a manifestarse únicamente como una masa en el escroto acompañado de pocos síntomas visibles. Resumiendo, podríamos decir que los síntomas de la torsión testicular son:

  • inflamación en un lado del escroto
  • Vómitos, náuseas y mareos
  • Dolor abdominal o en la zona baja del vientre
  • Un testículo se alza más que el otro

Estos síntomas son muy parecidos a los que puede provocar una infección de testículo y esto puede ser peligroso. Aunque la infección testicular también requiere de tratamiento médico, la torsión necesita una intervención urgente, por lo que si notas estos síntomas debes dirigirte inmediatamente a urgencias.

Diagnóstico de la torsión testicular

Además de los síntomas que hemos mencionado, la exploración física es vital para diagnosticar esta afección. Si además de esto aún quedan algunas dudas, se puede hacer una ecografía doppler en el escroto. Esta prueba médica indicará si hay riego arterial en la zona testicular o no, aunque dependiendo del caso se puede proceder directamente a hacer una exploración quirúrgica para no perder tiempo.

Torsión testicular: consecuencias

Para mucha gente, hablar con alguien sobre alguna afección en su zona íntima se convierte en un gran esfuerzo a causa de la vergüenza. En el caso de la torsión de testículo, actuar así puede conllevarte importantes consecuencias. Debes tener en cuenta que el médico es un profesional que se dedica a tratar este tipo de problemas, su trabajo es ese y no hay ningún motivo para sentir pudor, más aún tratándose de tu salud.

Ignorar el dolor en los testículos, si este se debe a una torsión testicular, puede provocar grandes daños en ese órgano, incluso puede llegar a ser necesario extirparlo. Las torsiones pueden ir desde los 180 hasta los 720 grados, y dependiendo de en qué punto se encuentre, más rápida será la afectación al testículo. Generalmente, pasadas 6 horas después de la torsión, las posibilidades de salvar el testículo se elevan hasta el 90%, pasadas 12 bajan hasta el 50% y 24 horas después solo se pueden salvar el 10% de testículos.

En algunos casos, puede ser que la torsión se solucione por sí sola. En los casos de torsión testicular leve, aunque el dolor de escroto desaparezca, debes ir al médico para que te haga una revisión. Haber sufrido una torsión testicular aumenta las probabilidades de volver a sufrirla. Una simple operación quirúrgica puede subsanar ese problema y reducir al máximo las posibilidades de que vuelva a suceder.

Operación torsión testicular

Aunque en algunos casos muy específicos es posible que el médico pueda desenredar la torsión del cordón espermáticos solamente con la manipulación del escroto, la gran mayoría de las veces, la torsión testicular solo se puede solucionar a través de la cirugía. El objetivo de esta pequeño operación es fijar uno o los dos testículos al escroto para que el cordón espermático no pueda enrollarse y evitar que vuelva a pasar en un futuro.

Por regla general, la cirugía de reparación de la torsión testicular no necesita internación, en el quirófano del hospital o incluso en un consultorio médico se puede llevar a cabo. La preparación consiste en el suministro de analgésicos y anestesia general, por lo que el paciente estará dormido durante toda la operación.

Esta cirugía consiste en realizar un corte en el escroto, de pocas dimensiones, por ese orificio se desenreda el cordón espermático y, una vez normalizada su posición, se cose al interior del escroto para fijarlo. Una vez finalizado se cierra la incisión y, después de dos horas de descanso ya se puede dar el alta al paciente.

En algunas ocasiones, si la operación no ha llegado a tiempo para salvar el testículo será necesario que el cirujano lo extirpe mediante una orquiectomía.

Postoperatorio y pronóstico

Después de la operación hay una serie de consejos a seguir para evitar que hayan complicaciones:

  • Se debe evitar cualquier tipo de actividad intensa como hacer deporte.
  • Se debe evitar la masturbación y cualquier tipo de estimulación sexual hasta que el médico aconseje retomar las actividades habituales.
  • Si ha sido necesario extirpar el testículo, algunos meses después, pueden colocar una prótesis o un testículo artificial.
  • La gran mayoría de los hombres siguen siendo fértiles aún con un solo testículo.

Este artículo es meramente informativo, en unCOMO no tenemos facultad para recetar ningún tratamiento médico ni realizar ningún tipo de diagnóstico. Te invitamos a acudir a un médico en el caso de presentar cualquier tipo de condición o malestar.

Si deseas leer más artículos parecidos a Causas y síntomas de la torsión testicular, te recomendamos que entres en nuestra categoría de Salud de la Familia.

Comentarios (0)

Escribir comentario sobre Causas y síntomas de la torsión testicular

¿Qué te ha parecido el artículo?

Causas y síntomas de la torsión testicular
1 de 4
Causas y síntomas de la torsión testicular