Cómo poner la mente en blanco


Cómo poner la mente en blanco

Poner la mente en blanco es un ejercicio muy recomendado para conseguir la relajación del cuerpo y la desconexión de la mente de lo cotidiano, de los hechos y de lo material. Practicado para desarrollar el autoconocimiento, la autoreflexión y mejorar la calidad de vida ya que se ha demostrado que poner la mente en blanco durante unos minutos todos los días ayuda a la mejora de la salud. Desde unComo.com te explicamos cómo poner la mente en blanco de una forma sencilla.

Imagen: www.diabetesbienestarysalud.com

Instrucciones
  1. Poner la mente en blanco es un ejercicio muy practicado en las sesiones de yoga. Muy recomendable para la salud y el bienestar general. Cuesta mucho y no se consigue el primer día. Son necesarias la constancia y el tiempo. Con la práctica conseguirás poner la mente en blanco.

  2. Busca un lugar tranquilo en el que no haya ruidos y en el que nadie te pueda interrumpir. Además, que tenga una superficie cómoda para tumbarte. Preferiblemente, un lugar cercano a la naturaleza, si es posible.

  3. Usa ropa cómoda, a poder ser de color blanco, el más neutro. Que esté limpia y que solo destines a esta función, a practicar la relajación. Quítate la ropa que tenías puesta para hacer tus cosas y ponte estas nuevas prendas.

  4. Túmbate. Pon el cuerpo en línea recta. Los brazos relajados, con las palmas de las manos hacia arriba, un poco separados del cuerpo. Las piernas igualmente relajadas abiertas a la altura de las caderas.

  5. Suelta todos los músculos, relájate. Libérate de toda tensión y comienza a respirar profundamente. Empieza llenando tu abdomen con aire, lo más que puedas y mantenlo unos segundos. Seguidamente, suelta poco a poco el aire y vacía el abdomen. Mantén esta posición también unos segundos hasta comenzar el siguiente paso.

  6. Concéntrate solo en la respiración, en cada uno de sus pasos. Simplemente, siente cómo se hincha tu estómago y cómo se desinfla. Siente cada una de las partes del proceso, lentamente, y concéntrate en esto. En cierto momento, te darás cuenta de que no sientes casi tu cuerpo y que no piensas en absolutamente nada más que en el proceso de respirar.

  7. Cuando te encuentres relajado y empieces a sentir que la fuerza de tu respiración disminuye hasta no sentirla, piensa en algo blanco. Sin forma, sin figura, en el color blanco directamente. No dejes de pensar más que en eso, concéntrate.

  8. Siente como tu cuerpo pierde toda su fuerza y se hace delicado y suave como una pluma. Siente como tu cuerpo no pesa nada y como el color blanco de tu mente es lo único que ves.

  9. Mantente el rato que puedas así, mientras que tu cuerpo se sienta cómodo. En el momento en el que el cuerpo necesite volver a la realidad, tráelo poco a poco. Empieza moviendo los pies, manos, piernas, cuello y finalmente reincorpórate.

  10. Si deseas leer más artículos parecidos a cómo poner la mente en blanco, te recomendamos que entres en nuestra categoría de Las emociones.
Consejos
  • Cuídate diariamente practicando este ejercicio.
  • Practícalo todos los días.
  • No lo hagas con el estómago lleno, mejor por la mañana muy temprano y antes de acostarte.

Comenta, opina, pregunta sobre cómo poner la mente en blanco:


                

3 comentarios


02-06-2014 daniel de las estrellas dice:
ojala el ke vea este mensaje medite habra su mente y asi la rasa humana pueda evolusionar namaste di no a la carne!
20-03-2014 LUIS ALFREDO dice:
ES BUENO SIEMPRE QUE UNO PRACTIQUE ESTE TIPO DE RELAJACIONES POR QUE TE AYUDA EN LA VIDA..
30-01-2014 mario del angel dice:
muy buenos sus articulos ayudan mucho..gracias por toda esta informacion esto es algo invaluable los felicito a todos los que lo hacen posible
Vídeos destacados
Ideas de comida para Halloween Manualidades para Halloween Muñecos de plastilina Decorar pasteles con fondant